El deporte da plenitud

Soy corredora y he experimentado en carne propia los beneficios que regala el  correr. Sin embargo sé que los beneficios físicos y emocionales que ofrece este hermoso deporte, se pueden encontrar en muchos otros, lo importante es moverse y encontrar tu pasión.

 

Hace 9 años comencé a correr y fue una de las mejores decisiones de mi vida.

 

Y finalmente sentirse pleno es eso, una decisión. Decisión que es fácil tomar cuando disfrutamos de nuestra pasión.

 

-Correr es mi pasión y me ayuda a sentirme plena-

 

Cuando corro me reto a mí misma. Me supero y esa superación la traslado a mi vida diaria. Me siento más fuerte y capaz de cumplir cualquier reto, porque todo aquello que logro en la pista sé que también lo lograre en la vida.

 

Es increíble la manera que conforme voy avanzando e incrementando los kilómetros también se incrementan mis ganas y actitud por lograr objetivos. Es como una metáfora, alcanzo METAS corriendo y sé que las alcanzare en cualquier aspecto de mi vida.

 

Y estoy segura que esa magia sucede en todos los deportes.

 

EL DEPORTE TE TRANSFORMA. Verás cómo va cambiando tu cuerpo y te gusta lo que ves en el espejo. Pero la mejor transformación será interna, porque te sientes mucho mejor y eso lo trasmites a los que te rodean.

 

EL DEPORTE TE DA FUERZA. Porque aunque te sientas cansado al terminar de entrenar, es un cansancio que te fortalece para continuar tu día.

 

EL DEPORTE TE HARÁ DISCIPLINADO. Porque vas comprobando que esos entrenamientos diarios dan resultados a la larga. Y así es la vida, con trabajo y constancia se logran los proyectos laborales o personales. 

 

EL DEPORTE TE ENSEÑA QUE NO HAY LLAVES MÁGICAS, ¿quieres algo? trabaja por ello, es el único camino. Porque con trabajo logras cualquier objetivo por difícil que parezca. Y cuando logras ese objetivo que te propusiste te llenas de mucha satisfacción, de plenitud.

 

EL DEPORTE TE HACE NO RENDIRTE. Porque a veces no saldrán las cosas como lo planeas, pero lejos de frustrarte te retas a que un día te saldrán.

 

EL DEPORTE TE DA SALUD. Pero no sola salud física, sino mental y emocional. Compruebas que cada gota de sudor nos purifica. Y esos beneficios te hacen a no querer despegarte de tu deporte.

 

EL DEPORTE TE REGALA AMIGOS. Porque conocemos a otros locos apasionados como nosotros y nos sabemos acompañados.

 

EL DEPORTE TE DA SEGURIDAD. Compruebas que si puedes con uno kilómetros más, también puedes con esos retos personales.

 

EL DEPORTE TE ENSEÑA A SER ORGANIZADO. Vivimos en un mundo tan acelerado donde cada vez se cuenta con menos tiempo para todo, pero nuestra pasión por el deporte nos enseña a organizarnos para encontrar ese espacio, porque sabemos que para obtener resultados no debe hacer excusas. Y esa organización nos ayuda para nuestras actividades diarias.

 

EL DEPORTE TE ABRE PUERTAS E IDEAS. Cada vez que corremos o ejercitamos las ideas fluyen solas, ¿cómo sucede? No lo sabemos, pero lo que es seguro es que sucede. 

 

EL DEPORTE TE HACE FELIZ. Porque esas endorfinas producidas por el ejercicio nos da una felicidad y plenitud que nos hace adictos a ellas, a ir por más. Y es un círculo virtuoso que nos genera felicidad se vuelve una constante.

 

 

Así que el deporte genera plenitud, una plenitud que la reflejamos en la vida diaria.

 

 

ALE HERNANDEZ